Saprissa se quedó con pocas alternativas en ofensiva

Saprissa podría llegar diezmado en delantera ante Pachuca. Foto: Steban Castro

El Deportivo Saprissa no pasa su mejor momento en el Torneo de Verano 2017, y parte de su problema se da por la cantidad de jugadores lesionados y el déficit que tiene el conjunto morado en la zona delantera.

Aunque la escuadra tibaseña se caracteriza por tener un plantel amplio en todas sus líneas, Saprissa perdió en menos de una semana tres figuras de peso en la delantera.

Primero, Álvaro Saborio dejó el campeón nacional tras tomar la decisión de retirarse del fútbol. Debido a los múltiples insultos y críticas injustificadas por un sector de la afición, el experimentado goleador decidió colgar los tacos.

Esta fue una situación que golpeó bastante al saprisismo por tratarse de un ídolo. Sin embargo, representó una preocupación para el técnico Carlos Watson, quien reveló que esta salida cambió sus planes para el importante juego de Liga de Campeones de Concacaf ante Pachuca.

No obstante, el panameño Rolando Blackburn también se marchó del equipo morado al balompié sudamericano, tras aceptar una oferta del Sporting Cristal de Perú.

A pesar de que esta salida no fue nada sorpresiva para el entrenador tibaseño pues tenía conocimiento de las negociaciones, la peor noticia ocurrió en domingo anterior en Pérez Zeledón con la lesión de Fabrizzio Ronchetti.

El artillero uruguayo salió de cambio en dicho cotejo por una lesión que dejaría la delantera diezmada en los próximas juegos, hecho que ya empezó a alarmar dentro del cuadro morado.

Soluciones. El principal candidato para asumir el rol de centro delantero sería Anllel Porras, jugador que no ha contado con muchos minutos en el certamen y, por ende, sin poder aportarle a su equipo con anotaciones.

Además, Daniel Colindres también podría aparecer en punta de ataque para cubrir esa crucial posición. Eso sí, este futbolista a pesar de contar con regularidad y olfato goleador, juega por afuera y en caso de asumir este papel debería acomodarse.

De la misma manera, Watson podría colocar jugadores jóvenes en su alienación como Jamal Rodríguez y Carlos Villegas, pero la inexperiencia impide que este tipo de jugadores serían tomados en cuenta contra los mexicanos.

Mismo panorama ocurre con Randy Chirino, quien además se viene reintegrando al club luego de ausentarse durante varios días por una molestia con su falta de minutos en partidos oficiales.

Aunque Minor Escoe está inscrito, el atacante está recuperándose de una lesión y su futuro todavía sigue incierto, ya que semanas atrás Paulo César Wanchope explicó que habían opciones para el jugador de volver a Europa.

Por ahora las dudas continúan y el cuerpo técnico de Saprissa trabaja en resolver rápidamente este inconveniente con los recursos a su disposición, puesto que las contrataciones no son posibles con el cierre del mercado de fichajes en Costa Rica hace varios días.