Moravia y Saprissa dividieron honores en auténtico partidazo de Clásico Femenino

Partidazo protagonizaron Moravia y Saprissa. Foto: Steban Castro

La Asociación Deportiva Moravia empató 2-2 ante el Saprissa en una edición más del Clásico Femenino. Las moravianas visitaron el estadio Ernesto Rhormoser, donde se disputó un atractivo e intenso encuentro del Torneo de Clausura.

Este compromiso estuvo cargado de emociones y grandes jugadas durante los 90 minutos, pues incluso hubo de todo tipo de acciones como expulsiones, penales, golazos y mucha polémica arbitral.

En el primer tiempo las tibaseñas comenzaron con una propuesta ofensiva más marcada y clara. Al minuto 8, Litzie Rodríguez en una jugada individual por banda izquierda realizó un remate elevado que sorprendió en el segundo palo por terminar en gol.

Con esta anotación tempranera, las moradas tomaron confianza y permitieron que el juego se tornara más abierto. Eso sí, las campeonas nacionales no bajaron los brazos y generaron varias oportunidades.

Al minuto 36, Wendy Acosta aprovechó un rebote para emparejar el marcador, tras un tiro libre que se estrelló en el poste y cayó a sus pies. Este tanto les sirvió a Moravia para meterse de vuelta en el partido que se fue la descanso sin más dianas.

Para la etapa complementaria, las escuadras ajustaron un poco sus sistemas tácticos y mantuvieron su iniciativa, aspecto que facilitó un duelo más equilibrado en cuanto posición y volumen.

María Paula Elizondo, jugador saprissista, volvió a adelantar a su equipo con un remate cruzado dentro del área, producto de un cobro de táctica fija que sorprendió por su manera de ejecutarse.

La alegría no duró más de cinco minutos, ya que al 56′, Cristin Granados anotó una joya de tiro libre directo imposible para la portera morada. Con este golazo de alta factura, Moravia decretó el empate definitivo.

El resto del partido se complicó para Saprissa, pues dos futbolistas salieron expulsadas, primero Carolina Venegas y en el cierre Elizondo, quien recibió dos cartulinas amarillas seguidas por reclamar.

Aunque el árbitro central fue centro de polémica por algunas decisiones desacertadas, las dirigidas por Randall Chacón pudieron mantener el empate con dos mujeres menos.

Sin embargo, Moravia pudo haberse dejado los tres puntos de la victoria, puesto que al final Dinia Díaz falló un penal al enviarlo muy por encima. Así, el cotejo acabó y ambos clubes repartieron puntos en la jornada 16.