La temporada casi perfecta de Moravia se arruinó en un juego

Paula Castillo de Moravia y Carolina Venegas de Saprissa disputan un balón durante el segundo tiempo del encuentro.
Paula Castillo de Moravia y Carolina Venegas de Saprissa disputan un balón durante el segundo tiempo del encuentro.

De nada valió ganar la fase regular del torneo, de nada valió sacar once puntos de ventaja ante su más inmediato perseguidor. La Asociación Deportiva Moravia Femenino recibió la mañana-tarde de este domingo uno de los golpes más serios en su historia.

El cuadro moraviano se cayó en los dos últimos juegos y su dominancia en la serie final no fue tan palpable, hasta ser víctimas de su propia desesperación.

Las moravianas solo cayeron en una ocasión en el campeonato mientras que empataron dos juegos. En la serie final vencieron a Herediano y prácticamente llegaron como favoritas a la final.

Enfrente tenían a Saprissa, que incluso arrastraba una aparente sanción por no presentación que de haber caído en el primer juego, hubiese sido el final de la temporada para las moradas.

Pero el favoritismo no sirvió. No sirvieron los números de toda la temporada. En la serie final las azules no pudieron concretar, y cuando lo hicieron, su gol fue anulado por un injusto fallo arbitral.

La frustración alcanzó a las moravianas que tras ese controvertido fallo recibieron un gol, el único de la serie, en una casa donde ya habían vencido a las moradas en la penúltima jornada del torneo, en aquella ocasión por números de 3-1.

El cuarteto arbitral del juego final recibió fuertes cuestionamientos durante todo el encuentro, sobre todo con gruesos insultos de la afición a la réferi central, María Flores.
El cuarteto arbitral del juego final recibió fuertes cuestionamientos durante todo el encuentro, sobre todo con gruesos insultos de la afición a la réferi central, María Flores.

Más tarde, la expulsión de Jazmín Elizondo comenzó a carburar un caos casi indetenible. Luego de la expulsión, fuertes reclamos desde el banquillo derivaron en la expulsión del asistente técnico de Moravia. Más adelante y en tiempo de reposición, el encuentro fue concluido en un cobro de esquina cuando las moravianas presionaban con todo en el terreno.

La frustración en el costado moraviano era palpable y todo derivó en absoluto caos cuando Paul Mayorga actuó en contra de Ivonne Rodríguez en una agresión totalmente antideportiva y que significó la chispa que encendió el fuego de los ya caldeados ánimos.

Las muchachas de ambos equipos se trenzaron en un enfrentamiento que tardó varios minutos y que dejó como consecuencia heridas, moretones y sobre todo lo más grave, la citada agresión de Mayorga.

El tema llevará para largo y las consecuencias se extenderán por meses, tanto en el equipo como en la carrera de Mayorga, que muy probablemente haya cambiado para siempre.

Las hoy excampeonas deberán superar este trance, ser fuertes y lavar su cara para poder enfrentar la Liga de Campeones de Concacaf como únicas representantes del país en Guatemala, el proximo mes de diciembre.

http://www.futbol.cr

Comunicador, 15 años de experiencia en desarrollo de productos de información y medios. Periodismo, diseño gráfico y web y fotografía, mis pasiones. El deporte, una forma de vida y un sueño hecho realidad.